viernes, 7 de noviembre de 2014

Te vienes conmigo a La Habana?


Hola Bambinas!

Ya vamos acabando la semana y yo aun sigo pensando en Cuba. Y eso que ya hace casi una semana que volví pero es que volví encantada.

Antes de ir, me leí un montón de información en guías, blogs y paginas de turismo además de opiniones de personas que ya habían ido.
Así que ahora os voy a dar mi punto de vista tal y como he vivido este viaje, con lo bueno y lo malo.

Para empezar he de decir que después de 9 horas de vuelo eso de esperar 2 horas y media más para pasar la aduana en el aeropuerto de La Habana lo llevé bastante mal.
Nunca me había pegado tanto tiempo para para una aduana ni en Nueva York! pero bueno ya iba avisada así que al igual que ellos intenté tomármelo con muucha calma.
Al fin cuando me toca, dos preguntitas rutinarias ¿Has estado en EEUU en el último año? ¿Has estado en Africa en el ultimo año? foto y listo! (menuda foto después de 13 horas de viaje imagínate!).
Un taxi nos esperaba para llevarnos al hotel y durante el viaje, una lluvia torrencial increíble, no me lo podía creer lloviendo ya nada mas llegar. Que mala suerte la mía.

Al día siguiente amaneció sin nubes,ropa de verano y a patear a la calle.
Primera parada .La Habana Vieja, la intención era hacerlo a pie pero un guía cubano nos convenció para hacer el recorrido en su coche clásico, parando en cada monumento y la verdad fue un acierto ya que nos explicó un montón de cosas que no habríamos sabido de hacerlo nosotros, y nos dió tiempo de mucho mas. Eso si  regatead el precio que se las saben todas!
Como teníamos días de sobra en La Habana,el ultimo día decidimos volver a visitar con mas calma lo que mas nos había gustado.

La habana es una ciudad preciosa con mucha historia que descubrir pero dejando a un lado lo que pone en guias y libros que debéis ojear (para eso están), os diré que el primer día me impacto muchísimo, la suciedad de las calles no turísticas, vamos que iba con havaianas y acabé con los pies negros y asquerositos!
Aluciné con ver algún que otro perro descomponiéndose en la calle y que nadie lo recogiese, os aseguro que ese perro llevaba días allí.
Como algunos ya sabéis tengo un amor especial por los animales y ver los perros muriéndose de hambre, me marcó.
Per claro allí hay una única prioridad y es alimentarse uno mismo.
Pero a pesar de eso, los niños sonríen, bailan y parecen felices.
No me pareció para nada una ciudad poco segura , es mas sería un viaje que podría hacer sola con amigas y tan seguras.

Lugares que debéis visitar: Para empezar el casco histórico de la Habana vieja, pasear por sus calles ya es toda una experiencia, debéis visitar La Plaza de Armas, repleta de autenticas joyas arquitectónicas, no me imagino lo bonita que debía se La habana en los años 50 cuando conservaban todos sus edificios intactos, tienen una arquitectura colonial como pocas, eso si...hecha polvo.
El casco histórico esta construido entre 4 plazas a las que debéis ir.
- Plaza de Armas
- La plaza Vieja que para mi es la mas bonita
- Plaza de la Catedral
- Plaza de San Francisco de Asís.
Debéis recorrerlas caminando para no perder detalle, además pocos vehículos entran.
Podéis disfrutar de hermosos museos en esa zona.  Museo de la Ciudad, el de la navegación el museo del Ron.
La calle Mercaderes esta repleta de museos de entrada libre y tiendecitas.
Si queréis ambiente nocturno la calle Obispo y la Plaza Vieja es donde hay que ir.
Sin olvidarnos de la Bodeguita del Medio para disfrutar de un Mojito o la Floridita para disfrutar de un Daiquiri, la música ameniza ambos locales y no pagaréis mas de 4 cuc por persona y copa. Merece la pena.
El capitolio también debe ser visita obligada, ahora están de obras y tienen pinta de durar mucho mucho pero sus alrededores están repletos de paladares para comer.
Por supuesto el Cabret Tropicana también es una parada obligada, quizá algo caro pero espectacular según cuentan y digo según cuentan porque ahora su escenario también está en obras así que podéis disfrutar del Parisien en el hotel Nacional, a ese cabaret si que fui y salí con unas ganar tremendas de querer saber bailar asi! es espectacular el arte que tienen!
Cuesta 116cuc con cena incluida para dos personas.


Normalmente en los paquetes de las agencias de viajes te dejan muy poco tiempo para visitar La habana ya que a los dos días te llevan para Varadero.
Así que aquí os pongo lo básico que debéis visitar.
No soy muy partidaria del Bus turístico pero si vais con poco tiempo podéis cogerlo para ver todo, aunque sin profundizar mucho. Cuesta 5 cuc y puedes subir y bajar las veces que quieras.
Pasear por el Malecón cuando atardece te deja unas vistas hermosas y ver como grupos de gente quedan allí para bailar a media tarde es un show.
Coger un coco taxi para que os lleve a cualquier sitio es toda una experiencia y sale muy barato, acordaros de regatear! Pero por 5cuc te llevan casi de punta a punta a dos personas.
El hotel Nacional es digno de ver, con vistas al malecón, puedes entrar pasear por sus jardines y tomarte un te en sus terrazas mientras contemplas el malecón, con suerte un grupo de Habaneras amenizará el ratito que estés y es uno de los pocos sitios donde conectarte a Internet, previo pago.
Internet es un tema complicado en La Habana.
Para conectarte debes comprar una tarjeta wifi que podrás utilizar durante 30 días por 4,5cuc.

Respecto a los paladares para comer o cenar, hay muchísimos, Los Nardos esta frente al Capitolio, es un paladar muy famoso en el que seguramente hagas una cola de 20 minutos para entrar.
Ambiente barroco, poca luz y unos muebles de valor incalculable.
Eso si...lac uberteria es la del Real Madrid, mezclada con unas treinta cuberterías mas...anécdota graciosa.
Precio asequible para un Español, podéis comer dos personas por 22/25cuc. Las cantidades son muy abundantes.
Lo sorprendente de su carta es la comida española.. que sinceramente ni probé. Os aseguro que eso no era paella!
Para mi el mejor paladar donde pude cenar está justo al lado del hotel Deuville, se llama  CASTAS Y TAL. (galiano 51)
Decoración europea mas cuidada, sus platos de comida típica cubana merecen mucho al pena, saldréis a 25cuc dos personas (entrante, dos principales, postre, bebida y cafés).
Es el sitio que mas me ha gustado de La Habana, el servicio genial, limpieza de 10 y lo rico que estaba todo! De verdad no dejéis de ir!
Claro que hay sitios mas asequibles es cuestión de pasear y pasear y en algunos ni preguntar de que están hecho ese bocadillo.
Como haríamos todos si viviésemos allí, se las ingenian para sacarte algún dinerillo y como se las saben todas os cuento los trucos que suelen utilizar para que vayáis de vuelta.
Estuvimos con algún que otro cubano tomando una cerveza, se prestan a ello sin ningún problema y mantener una conversación es todo un placer.
Conocimos a uno que nos dijo que ellos no atracan con pistolas, que ellos utilizan la labia y la cabeza y cuanta razón!
Los Cubanos pese a todo están orgullosos de ser el primer país de los países tercermundistas, están orgullosos de la calidad de sus gentes, su educación y su sanidad.
Debéis saber algunos trucos que utilizan para sacarse unos pesos.
Si te paran por la calle y te dicen que les compres leche para su hija .pequeña, pero que entres tu a comprar a la tienda, en cuanto lo hagas y te des la vuelta, volverá a la tienda y lo devolverá compinchado con la dependienta se repartirán el dinero que te ha costado.
Y lo que desde luego no os recomiendo para nada y por varias experiencias es comprar Habanos a cualquiera que os ofrezca por la calle, ni que os cuente que trabaja en la fabrica y los ha sacado de contrabando, ni que su primo los saca de una cooperativa...porque si no entiendes de puros te la meterán doblada!
Estuve 5 días en La habana y os aseguro que podría haber paseado por sus calles mil veces mas pese al impacto del primer día, al final vuelves a tu casa valorando mas las cosas y habiendo reflexionado mucho.


Respecto a que podéis llevar para regalar a los niños o a la gente allí, cualquier cosa!
Yo llevé lápices de colores en paquetitos de 7 pinturas y los repartí todos, a la señora de la casa que visitamos le dejé un pantalón, lápices de colores, sandalias...
Todo lo que les lleves es bien recibido, los productos de higiene personal, jabones, maquillaje, desodorante son muy valorados porque allí cuestan bastante.


Y como no quiero aburriros mas...lo dejamos aquí y otro día os cuento mas, esta vez sobre el segundo destino. Los paradisiacos Cayos de Cuba.


No hay comentarios:

Publicar un comentario